Mis amigos

Traductor

Directo a tu buzón

martes, 30 de octubre de 2012

HALLOWEEN







http://www.tumblr.com/tagged/marilyn-monroe-quotes?before=1330452833




La noche prometía. Yo destilaba progesterona emulando a una Marilyn sobrada en curvas, tú querido mío, rebosabas testosterona por los cuatro costados, ni el mismísimo Marlon Brandon lo hubiera logrado.

Acudimos a nuestra cita a ciegas en el punto de encuentro, dimos la contraseña y tras ella dejamos escapar un ligero pensamiento hecho en voz alta: ¡guau!

La ocasión  la pintan calva, o eso dicen, así que fuimos conducidos como por encanto hasta la fiesta de disfraces que regalaba la velada.

Risas, tratos, trucos y alcohol. Dieron las doce y las luces de la sala se apagaron. El espacio era tétrico como lo requería la ocasión. Todos estábamos expectantes a ese momento. De repente un frío en mi espalda erizó todo mi cuerpo. Un tenue susurro me conmovió, seguido de una caricia afilada en mi cuello.

-          No grites.- Me ordenó.

-          No pensaba hacerlo.- Sonreí.

Mientras me guiaba a punta de navaja por entre la multitud, sus labios ávidos de deseo recorrían mi nuca. Su única mano libre, medía mi cuerpo vertiginosamente. Su lengua experta en despertar zonas olvidadas se encargaba de humedecer una piel árida hasta entonces.

Llegamos a una sala desierta. No se veía nada, una tenue luz se colaba por entre las cortinas del gran ventanal. No podía verle la cara, los ojos, él. Entonces inicié un ritual de caricias, notaba su excitación cada vez que el filo se clavaba más en mi garganta. Nos encontramos en  la duda de quién era víctima y quién verdugo.

Su boca buscó la mía y sin mediar palabra me tumbó sobre el suelo y él sobre mí. Su cuerpo musculoso hizo un efecto hechicero con mi mente y desde aquél instante fui sumisa, esclava de su pretensión.

Se desató una tormenta de pasiones, lluvia torrencial de besos y roces. Tras el temporal de vaivenes de caderas, apareció un arcoíris de respiraciones. Alzó el cuchillo, el cual brilló entre las sombras, atrapó un rayo de luna para que yo pudiera ver los ojos de su portador.

Creí que terminaría hundiéndolo en mitad del corazón como una estaca vampírica,  mas se limitó a limpiarlo y guardarlo. Se levantó de mi lado, se vistió y se dirigió hacia la puerta. Yo quedé inmóvil, mera espectadora de sus movimientos. No era mi Marlon, pude descubrir.

¿Quién me había poseído? Un grato enigma se abría ante mí. Su voz sonó inundando el aire.

-          ¿Cómo te llamas?

-          Norma Jean, para ti.- Atiné a responder.

-          ¡Encantado, Norma! Yo soy Barman,  el camarero del bar. ¡Feliz Halloween!

Tumbada, acariciando la herida de mi cuello,  recordando junto a un único testigo: el rayo de luna.


22 comentarios:

  1. Sorpresa terrorífica!! Grande Marlon!!
    Un relato fantástico, Aurora, entre surrealismo y humor.
    Te dejo un beso, a punta de letras

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Era uno de los grandes en su época, muy bueno.
      Gracias por pasar por la fiesta del terror.
      Jajaja, un abrazo, Luis

      Eliminar
  2. Bueno, bueno,tuvo su momento de intriga al final.
    Te imagino con el corazon latiendo a mil, bufffff menuda escena llena de pasión.
    El Marlon también me gustaba a miiiiiiii. Qué tio!
    Bien escrito!
    Muchos besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que era mucho tio ese Marlon.
      Al final era mejor tener la fiesta en paz y no terminar con un personaje menos, jajaja.
      Gracias Ohma por danzar en mi fiesta.
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Pues de Marlon a Barman va un abismo insuperable, incluso bajo los influjos de Halloween.
    Es lo que pasa por ir a oscuras y a ciegas:)

    Magnifico

    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es que esta fiesta debería ser de día y con sol, jajaja.
      Gracias Trini, un placer celebrarla contigo.
      Besos.

      Eliminar
  4. Guauuuu, qué bien éste relato thril-rótico! A más de una le hubiese gustado estar bajo ese suelo (sólo espero que el Barman fuese una copia lo más fiel a Marlon en sus buenos tíempos!)

    Muy sugerente, tocaya!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí verdad???? Jajajaja, eso mismo he pensado yo.
      Gracias por colarte en mi fiesta, tocaya.
      Besos.

      Eliminar
  5. Bueno... "terrorífica sensualidad" ¿que no?

    Y aunque no fuera Marlon... en Halloween todos los gatos son pardos.
    Muy bueno lo de Barman, auroritamari. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pobre hombre con tanta copa se montó su fiesta particular, jejeje.
      Gracias por tomarte una copita por aquí.
      Besos Hulna.

      Eliminar
  6. Jjjjejjeje, muy bueno el relato... A veces la imaginación nos juega malas pasadas, te imaginas una cosa y es otra totalmente distinta... En finssssss... Un besote!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Después de todo era una noche para divertirse, jajajaja.
      Gracias por pasar, Roser.
      Un abrazo.

      Eliminar
  7. jejeje..."Truco o "chasco""...juassssss
    Muy bueno...sensual, "intrigoso" y muy bien escrito,amiga.
    Salute :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pos sí que se llevó un pequeño chasco, pero muy pequeño, jejeje.
      Se agradece la visita, amigo.
      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Jajaja! Bueno, no habrá sido Marlon pero bien que lo pasó genial...
    Linda fiesta de disfraces!!!
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Terminó siendo una noche redonda, o no??? jajajaja.
      Lindo es tenerte por aquí.
      Besos

      Eliminar
  9. Me encantó leerte! Está muy bien escrito,preciso, exacto y con el tipo de finales sorpresivos que logran hacer más atractivo, aún ,un relato.

    Abrazos bonita!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Pilar. Transmitir una agradable sorpresa fue la intención desde el principio.
      Un placer esta visita.
      Besos.

      Eliminar
  10. UY, Aurora!!!! nada más y nada menos que con Brando. Creo que la imaginación se te disparó ¡bendita sea! jajajaja.
    Me encantó desde el principio, atrapaba y ese final que me ha arrancado una gran sonrisa.

    Un abrazo grande

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya puestos, con el grande debía ser, jejeje!!!!
      Una sonrisa, es lo que buscaba este relato y su autora.
      Gracias por pasar, Pilar.
      Besos.

      Eliminar
  11. Me queda la duda de si celebrabais Halloween o era una fiesta swinger :P
    Ello no obstante, me he dejado llevar por el relato y he creído, por momentos, ser el señor Barman, lo cual indica tu buen hacer en la narración, muy buena a la par que excitante.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que más da!!! era una fiesta, música, alcohol y sorpresas, jajaja.
      Gracias, señor Barman???

      Eliminar

Toda imagen tomada de la red será retirada si el autor así lo solicita.

Gracias por danzar conmigo.